Recursos

Aprendiendo a revisar

Aprendiendo a revisar by Montserrat Castelló

Cuando hacemos comentarios al texto de un compañero es importante hacer suggerencias en las que se explique no sólo qué habría que cambiar sino sobre todo cuál es el problema o desajuste que vemos en el texto y por qué nos parece que lo que sugerimos es una buena solución. Algunas indicaciones nos pueden ayudar a que nuestras sugerencias sean más eficaces. Respecto al tipo de feedback, podemos distinguir entre tres formes de ofrecer suggerencias: directas, indirectas y críticas (Cho, 2006; Koller, 2010).

Las sugerencias directas tienen que ver con un comentario cerrado que indica qué hay que hacer para mejorar el texto (“Tienes que cambiar la frase en este sentido”, “Habría que modificar el principio de esta forma…”, Es necesario añadir una referencia”).

Las sugerencias indirectas se refieren al análisis de algunos problemas o dificultades de los textos sin que haya una propuesta clara y cerrada de cambio (“Creo que este punto no está suficientemente justificado”, “Esta sección me parece un poco confusa”, “Esta idea es redundante en relación a las otras”).

Las sugerencias críticas implican diálogo ya que se formulan como posibilidades para discutir y argumentar (“Esta sección no es muy clara: quizás podrías mejorarla añadiendo algunos ejemplos, con más ejemplos, con más explicaciones o reformulando lo que has dicho. ¿Qué te parece?”, “La discusión se centra en exceso en una sola perspectiva. ¿Es la única que conoces o consideras que es la única relevante en este caso?).

Guía de Revisión Colaborativa